Día Mundial de la Propiedad Intelectual, una fecha que reconoce la creatividad

Editorial Cosmos . Artes gráficas, impresión y edición, Información de temporada, TIC's 371 Sin comentarios

El 26 de abril se celebra el Día Mundial de la Propiedad Intelectual, un día oportuno para homenajear a los creadores e innovadores cuya labor ha enriquecido nuestro mundo y contribuido al desarrollo cultural y tecnológico.

Para saber un poco más acerca de esta fecha entendamos por propiedad intelectual a una determinada creación de la mente, sea esta una invención, obra literaria, obra artística, o bien, logotipos, nombres e imágenes utilizadas en el comercio. Cada creación se mantiene protegida por las patentes, derechos de autor y las marcas con el propósito de obtener reconocimiento o ganancias de tales invenciones o creaciones.

La finalidad de proteger la propiedad intelectual es fomentar un entorno propicio para que la creatividad y la innovación prosperen.

Dentro de la propiedad intelectual se encuentra la categoría de propiedad industrial. Tal segmento engloba todos aquellos inventos, patentes o modelos industriales de los cuales posibilita el derecho de ser explotados en el ámbito empresarial e industrial.

Ejemplo de ello es la máquina tortilladora, que desde que fue patentada en 1959 ha sido una aportación de gran importancia para la industria de manufactura de tortillas, una de las más destacadas en nuestro país.

Un requisito importante, además de la novedad y la actividad inventiva, para que una invención consiga la patente es su aplicación industrial.

Desde el año 2000 la Organización Mundial de la Propiedad Intelectual (OMPI)  lleva a cabo, en conjunto con los países miembros de la organización (incluyendo México), actividades como conferencias o campañas que fomentan la cultura de la propiedad intelectual entre la población e invitar a que se tome consciencia del respeto a los derechos de la propiedad intelectual de los demás.

En México, desafortunadamente, vivimos con la idea de que la música, películas o libros, incluso otros artefactos electrónicos como celulares, audífonos o consolas de videojuegos se obtienen a muy bajo costo o de forma gratuita de internet en páginas no autorizadas para su distribución o de establecimientos que comercian piratería. Queda aún mucho por hacer para mitigar estas acciones y las consecuencias legales que pudieran involucrar. Promover una cultura de respeto por la propiedad intelectual y difundir la información con respecto a los derechos que protegen cualquier creación e innovación es una labor en la que podemos aportar.

 

dia_propiedad_Intelectual

Deja un comentario


− uno = 7