Acondicionadores de línea

Cosmos . Seguridad y mantenimiento 878 Sin comentarios

Cerca del 50% de los problemas que se generan en los equipos informáticos y eléctricos son a causa de interrupciones y perturbaciones en el abastecimiento de la red eléctrica.

Según National Power Quality Laboratory, en un edificio corporativo de cualquier parte del mundo cada año se producen unos 36 picos de tensión, 264 bajadas de red, 128 subidas de tensión, unos 289 microcortes de 4 milisegundos y un promedio de 10 apagones de red mayores a 10 segundos.

Un mal suministro de energía eléctrica como consecuencia de una perturbación en la línea eléctrica, por poner un ejemplo, trae como resultado una alteración negativa en el ritmo de trabajo.

Los problemas asociados a la nula protección eléctrica son los siguientes:

  • Daño a los activos: la vida útil de algunos activos como los equipos de cómputo, entre otros, disminuye.
  • Destrucción de información: la información confidencial puede ser dañada por las variaciones de energía eléctrica.
  • Productividad baja: entre los factores que propician una baja productividad están las interrupciones de la operación por variaciones de voltaje, esto a su vez se puede transformar en una pérdida económica.

Los problemas más habituales que originan una variación en la corriente son los siguientes:

  • Distorsión armónica
  • Variación de frecuencia
  • Micropicos
  • Pico de tensión
  • Ruido eléctrico
  • Microcortes
  • Sobre voltaje
  • Bajadas de tensión sostenida
  • Apagones (corte de energía)

Una de las posibles soluciones es el uso de acondicionadores de línea, también llamados comúnmente reguladores de voltaje. Su función principal es proteger a los equipos de cualquier perturbación eléctrica. El uso de estos dispositivos se aplica en diferentes tipos de industrias.

El objetivo de este equipo es regular la tensión de un voltaje variable dentro de un rango predeterminado, manteniendo una salida de tensión constante.

Los reguladores se clasifican dependiendo de la corriente y del tipo de variable en cuanto a flujo eléctrico y estático. En el mercado existen los siguientes tipos:

  • Ferrosonantes: estos son diseñados para proveer voltaje regulado por medio de un núcleo magnéticamente saturado. Este tipo de reguladores son sensibles a los cambios de frecuencia y no soporta sobrecargas de consumo.
  • Electrónico: utilizan microprocesadores con el fin de regular el voltaje de manera monofásica. El tiempo de regulación es muy rápido, sin embargo, los rangos de voltaje de entrada son reducidos.
  • Electromecánico: se basa en el principio de funcionamiento del auto transformador de columna, este permite ajustar el tipo de flujo de energía que cambia de trayectoria para ajustarlo automáticamente a una salida de tensión estable.

Los beneficios de un voltaje regulado básicamente se resumen en una vida más larga para los equipos que se encuentran en operación, esto impacta trae consigo que se incremente la productividad y la eficiencia.

Encuentra proveedores de este producto

Páginas relacionadas:

http://www.ups-sistemas.com

http://reguladores-de-voltaje.com

http://sistemasdealimentacionininterrumpida.com.mx

http://equipos-ups.com

http://baterias-para-ups.com

"Trackback" Enlace desde tu web.

Deja un comentario


9 − = ocho