Importancia de la energía para la Industria Química

Guía de la Industria Química . Química y petroquímica 2392 Sin comentarios

La Industria química consume el 11% de la energía total que se produce a nivel mundial. Esta industria utiliza la energía para la elaboración de materias primas y la fabricación de productos terminados. Las fuentes de dicha energía provienen del petróleo o del gas natural y además solo una pequeña parte de los productos son elaborados a partir de otras materias primas, como es el caso del cloruro de sodio (sal). Debido a ello, el tema de los energéticos es de especial importancia para la industria. Existen tres principales fuentes de energía: gas natural, petróleo y energías renovables.

Actualmente, el gas natural es una de las principales fuentes de energía, gracias a su disponibilidad y bajo costo. Por ejemplo, se usa para producir energía eléctrica, calefacción y como materia prima para la industria petroquímica.

México cuenta con grandes reservas de este recurso natural, sin embargo, se encuentra ante el reto de innovar tecnología para la extracción y hacer más eficiente la distribución que va desde los yacimientos naturales hasta los centros de consumo.

A la fecha el país sólo cuenta con un gran ducto que corre a lo largo del Golfo de México, inicia en Tabasco y llega hasta EUA, esto limita el abastecimiento de gas natural para uso industrial.
De acuerdo con datos de la Secretaría de Energía (SENER) la demanda de gas natural para el 2016 en el sector industrial será de 1,311.5 millones de pies cúbicos diarios y para la industria química de 190.8 millones de pies cúbicos diarios.

Para impulsar el crecimiento real de la industria química en México, y en general de las actividades productivas industriales, es necesario mejorar la capacidad de tratamiento y transporte de gas. Esta propuesta está ligada al desarrollo o adquisición de nuevas tecnologías y métodos sustentables, a su vez, esto demanda fuertes inversiones de capital, así como formación técnica y profesional de personal.

Cabe mencionar que debido a la reciente aprobación de la reforma energética, diversas empresas, tanto nacionales como extranjeras, tienen contemplado invertir en la extracción y construcción de ductos de gas natural.

El petróleo ha sido durante muchos años una de las fuentes más socorridas para obtener energéticos, sin embargo, es un recurso limitado y debido a que, para producir energía, se generan emisiones de dióxido de carbono, se están buscando diferentes opciones de fuentes de energía sustentables.

Dentro de las fuentes alternativas de energía con gran potencial de explotación se encuentra la generación del biogas, particularmente el que se genera en los procesos de fermentación anaerobia en aguas de desechos industriales, rellenos sanitarios y granjas agropecuarias. La materia prima disponible a partir de estas tecnologías para la industria química es la biomasa.

En el marco energético, la biomasa es la materia orgánica originada en un proceso biológico espontáneo o provocado y que se puede utilizar como fuente de energía. Existen fuentes de biomasa que a través de procesos biotecnológicos como la fermentación pueden dar lugar a cadenas productivas desde las cuales es posible obtener sustitutos de los derivados del petróleo y lo más interesante es, que a partir de esta generación de energía, se crea al desarrollo de toda un área nueva de la química: la producción de biocombustibles sólidos a partir de materias primas no convencionales.

Es importante cuidar la fuente de origen de la biomasa para no afectar el medio ambiente y provocar un desequilibrio en los recursos naturales.

Otras fuentes de energía para la industria son las energías renovables, tienen la ventaja de que pueden ser autogeneradas por la misma industria. Entre las que se encuentran la eólica, fotovoltaica, geotérmica, marina y la solar termoeléctrica.

Cada una tiene sus ventajas y desventajas medioambientales y socioeconómicas. Lo importante es considerar qué tipo de energía se puede generar con los procesos que se manejan, así como las zonas donde se genera para que el transporte no duplique los costos.

La energía es muy importante para la industria química y se puede obtener de diferentes fuentes. Para cubrir las necesidades se requiere combinar las diversas alternativas considerando que siempre habrá que invertir en el desarrollo e implementación de estas.

Encuentra proveedores de este producto

"Trackback" Enlace desde tu web.

Deja un comentario