Limpieza, desinfección y esterilización en hospitales

Cosmos . Farmacéutica y hospitalaria, Hules y plásticos 2661 Sin comentarios

La industria de hospitales y clínicas busca garantizar que la población se encuentre en condiciones óptimas de salud. Parte del aseguramiento de la salud implica el buen manejo de instrumentos quirúrgicos. Para lograr esto se llevan a cabo procedimientos de limpieza, desinfección o esterilización de acuerdo con el nivel de seguridad que se requiera.

Para estos procesos se utilizan diversas sustancias químicas y equipos que ayudan a lograr el objetivo.

Las infecciones son uno de los problemas que podemos encontrar hoy en día a nivel intrahospitalario, con graves repercusiones económicas y sociales. Dentro de las medidas de eficacia para combatir este problema se encuentran la limpieza, desinfección y la esterilización.

Para conocer más acerca de cómo evitar infecciones en el personal, puedes visitar nuestro blog; en esta ocasión trataremos la asepsia del instrumental.

Limpieza

La limpieza es un proceso mediante el cual se elimina la suciedad visible de una superficie u objeto. Esta limpieza consiste en la eliminación de todo resto orgánico como sangre o secreciones mediante agua y detergente. Al realizar este procedimiento se reduce considerablemente el número de gérmenes, no por inactivación sino por arrastre.

El proceso de limpieza puede hacerse manualmente o de forma automática utilizando lavadoras eléctricas o equipos de ultrasonido. Para poner en práctica el procedimiento se utilizan detergentes.

La limpieza manual consta de cuatro fases: 1) enjabonado para ablandar y disolver la suciedad, 2) fricción con un cepillo para desprender la suciedad, 3) enjuague con agua desmineralizada, pues las aguas duras pueden producir deterioro del instrumental y 4) secado para evitar la corrosión del instrumental y para evitar crear una barrera protectora para las bacterias.

La limpieza mecánica eléctrica se realiza en lavadoras eléctricas, mismas que contienen un panel donde se programan las fases del lavado. El equipo tiene la capacidad de elevar la temperatura; el enjuague se lleva a cabo entre 75 y 90 °C, este equipo también tiene la capacidad de realizar un proceso de desinfección térmica a 90 °C.

La limpieza por ultrasonidos es un método rápido para limpieza del instrumental, utiliza ondas sonoras de alta frecuencia que se convierten en vibraciones mecánicas que eliminan la suciedad. La temperatura de la solución debe ser de 40°C, el tiempo en el que se completa el procedimiento es de 3 a 5 minutos con una frecuencia de 35 kilohertz (KHz).

Desinfección

La desinfección consiste en la destrucción de microorganismos patógenos. En el ambiente hospitalario se desinfecta todo el material que tenga contacto con las mucosas o la piel de los pacientes. Existen tres niveles de desinfección: alto, intermedio y bajo.

La desinfección de alto nivel elimina todos los microorganismos, incluyendo los virus resistentes y Mycobacterium Tuberculosis, que es el grupo más resistente, sin tomar en cuenta las esporas.

La desinfección intermedia elimina formas vegetativas de bacterias, hongos y algunos virus.

La desinfección de bajo nivel elimina bacterias patógenas en su forma vegetativa y algunos hongos pero no elimina el Mycobacterium Tuberculosis.

En la práctica clínica se utiliza la desinfección de alto nivel para el tratamiento de instrumental.

De acuerdo a la FDA (Food and Drug Administration), los desinfectantes de alto nivel son sustancias químicas capaces de eliminar los gérmenes patógenos depositados sobre un material inerte en un lapso de entre 15 y 30 minutos, alterando lo menos posible dicho material.

Los principales desinfectantes de alto nivel que se utilizan son:

  • Glutaraldehído
  • Glutaraldehído fenolato
  • Ácido peracético
  • Peróxido de hidrógeno estabilizado

La desinfección se logra por inmersión del material en la solución desinfectante, dejando actuar durante 30 minutos. Estos desinfectantes actúan alterando el ARN, ADN y las síntesis proteicas de los microorganismos.

Los desinfectantes de nivel intermedio comúnmente utilizados son: alcohol etílico, alcohol isopropílico y fenoles (no deben olvidarse las medidas de seguridad en la manipulación de estas sustancias).

Y como desinfectantes de bajo nivel: hipoclorito de sodio y compuestos de amonio cuaternario.

Esterilización

La esterilización consiste en la destrucción de toda forma de vida microbiana, incluidas las esporas (las esporas son los microorganismos más resistentes al calor así como a los agentes químicos y radiaciones).

Para realizar la esterilización los sistemas más utilizados son:

  • Calor seco
  • Vapor de agua (autoclave)
  • Óxido de etileno

La esterilización con calor seco se realiza en hornos de Pasteur o estufas de Poupinell. Por la acción del calor, las esporas y bacterias se desecan, lo cual produce una coagulación de sus proteínas. La temperatura del aire seco determina el tiempo de esterilización. A mayor temperatura, menor tiempo. Una esterilización puede durar 30 minutos o hasta seis horas, dependiendo la temperatura.

Utilizando autoclave, el calor húmedo en forma de vapor saturado a presión es muy eficaz para la destrucción de toda forma de vida microbiana, incluyendo las esporas. La acción esterilizante se produce por el efecto del calor y de la humedad. El vapor penetra a través de las células ocasionando la muerte de las mismas y su acción germicida se produce por la coagulación de las proteínas celulares. Este tipo es el sistema más efectivo para esterilizar material termorresistente.

Finalmente, la esterilización con oxido de etileno se cataloga dentro de los agentes esterilizantes de origen químico, su elevada toxicidad celular lo convierte en un agente eficaz, sin embargo, como cualquier otro agente tóxico para los microorganismos también lo es para las personas. En la actualidad, el óxido de etileno está considerado como sustancia sospechosa de ser cancerígena. Su acción esterilizante se produce gracias a su poder alquilante sobre los ácidos nucleicos de las células. Tiene alta capacidad germicida y de penetración. Pero se tiene que ser muy cuidadoso al utilizar este químico.

En conclusión, y como resumen de lo expuesto, presentamos la Figura 1 que muestra los procedimientos sugeridos de acuerdo con el material hospitalario que se desinfectará.

La limpieza, desinfección y esterilización del material quirúrgico brindan seguridad en la calidad de vida de las personas que utilizan los servicios de salud.

El control total de los procesos dará resultados exitosos.


Figura 1. Métodos de esterilización ó desinfección según el material.
Fuente: Sociedad Catalana de Farmacia Clínica.

Encuentra proveedores de este producto

Páginas relacionadas

http://univarcpmexico.com

"Trackback" Enlace desde tu web.

Deja un comentario


7 × ocho =