Sigue preocupando a sector automotriz autos chatarra

Miércoles, 17 de Abril de 2013

Este miércoles se reunieron en conferencia de prensa los representantes del sector automotriz AMIA, AMDA, ANPACT, INA y ANCA, para presentar la problemática e impacto generado sobre el ingreso de los autos usados procedentes de Estados Unidos al país, situación que causa deterioro en el mercado interno.



Este miércoles se reunieron en conferencia de prensa los representantes del sector automotriz AMIA, AMDA, ANPACT, INA y ANCA, para presentar la problemática e impacto generado sobre el ingreso de los autos usados procedentes de Estados Unidos al país, situación que causa deterioro en el mercado interno.

Eduardo Solís, Presidente de AMIA, destacó el incremento que han tenido las cifras de importación de autos usados, las cuales alcanzaron un nivel de 37% de crecimiento en el mes de febrero de este año. De igual manera, señaló que más del 80% de éstas importaciones se realizan a través de amparos que permiten no cumplir con el decreto de importación de autos usados vigente desde el 1 de julio del 2012 y retardado el pasado 1 de febrero de 2013.

“Es en las instancias judiciales donde debemos resolver la grave importación de autos usados, la cual ha convertido a nuestro país en el traspatio del parque vehicular de EUA”.

Remarcó la importancia de reducir las importaciones de ésta “basura vehicular, para poder tener un mercado de autos usados sano que permita una verdadera renovación vehicular. El mercado interno podría ser de hasta 1.8 millones de unidades, casi el doble del mercado que tuvimos en 2012, si hacemos bien la tarea”.

Mientras que Miguel Elizalde Lizarrraga, Presidente Ejecutivo de la Asociación Nacional de Productores de Autobuses, Camiones y Tractocamiones (ANPACT), destacó que en los últimos cuatro años, los vehículos pesados importados considerados chatarra, representaron el 23% del total de la venta, en 2012 el 30% y en el último bimestre de 2013 el 54%, lo cual demuestra que en los últimos meses se ha presentado un incremento exponencial, causando un impacto negativo por parte de estas unidades chatarra en la seguridad vial de calles y carreteras, así como en el medio ambiente, a lo que, Elizalde resaltó la importancia de ponerle un orden a las importaciones para acelerar el mercado interno de vehículos nuevos y con ello generar más y mejores empleos en la industria fabricante de vehículos en México, así como en las empresas proveedoras y distribuidoras.

“La prioridad de ANPACT y la industria automotriz, es fomentar el mercado interno a través de la renovación del parque vehicular para que México cuente con vehículos más modernos, seguros, confiables y eficientes”, indicó Elizalde Lizarraga.

En tanto, Oscar Albín, Presidente Ejecutivo de la Industria Nacional de Autopartes (INA), se pronunció en contra de la entrada indiscriminada de autos usados a México, ya que dañan seriamente la cadena de comercio de automóviles. Debido, al estado tan deplorable en que entran los vehículos al país, lo que provoca que muchos de ellos se desechen a los pocos meses de uso y sirvan como fuente de refacciones usadas, convirtiéndose en un mercado que no merecemos.

Por su parte, Nayelli Milene Velázquez Victoria, Presidenta de la Asociación Nacional de Comerciantes en Automóviles y Camiones Nuevos y Usados, A.C. (ANCA), mencionó que “la certeza de comprar en un negocio bien establecido te da la confianza de adquirir un vehículo seminuevo de calidad, promoviendo el Consumo Nacional en pro de un México mejor.

Fuente: Redacción
Boletín de Negocios
Eventos Industriales