Los siete desperdicios según la manufactura esbelta

Cosmos . Logística, transporte y aduanales, Materiales y maquinado, Metrología, análisis y control 1638 1 Comentario

La manufactura esbelta es un conjunto de herramientas que ayudan a eliminar las operaciones que no le agregan valor al producto, servicio o proceso, volviendo más efectiva cada actividad realizada y eliminando lo que no se requiere. Es decir, reducir desperdicios y mejorar las operaciones.

Algunos objetivos de la manufactura esbelta son: obtener flujo continuo de productos lo más uniforme posible y en la cantidad necesaria; entregar a tiempo y en el lugar exacto, y donde el cliente requiera, el producto, y producir con el costo más bajo posible para tener mayor utilidad sin perder la calidad.

Sin darse cuenta, en todos los procesos y áreas existen desperdicios que bloquean la mejora continua. Identificarlos y eliminarlos servirá para tener una mejora continua.

Un desperdicio es todo elemento que no agrega valor al producto, aumentando costos y tiempo. Así mismo, es algo que el cliente no está dispuesto a pagar.

Tener desperdicio es síntoma de problemas, no la causa del mismo. Para eliminar estos desperdicios se debe ser capaz, inicialmente, de identificarlos.

Los siete desperdicios identificados en la manufactura esbelta son los siguientes:

Desperdicio por movimientos excesivos: es el movimiento innecesario de personas como caminar, levantar, alcanzar objetos o estirarse.

Caminar en exceso buscando una herramienta para hacer el mantenimiento de alguna maquinaria es un ejemplo de desperdicio por movimientos.

Para reducir este desperdicio, las herramientas de trabajo deben estar en el lugar y momento que se necesitan para efectuar alguna operación.

Desperdicio por transporte: movimientos innecesarios de productos, materiales o información.

Ejemplos de este desperdicio son las grandes distancias entre estaciones de trabajo, bodegas y terminales, así como bodegas fuera de las áreas productivas, recorridos en exceso entre los puntos de recibo de material y los puntos de uso.

Desperdicio por corrección: re-trabajo, reparación o corrección realizada al producto por problemas de calidad.

Por ejemplo, cuando algún empleado no entiende por completo el trabajo que tiene que realizar y esa tarea se tiene concluir o volver a ejecutar por otra persona. Una acción correctiva ante este desperdicio es el entrenamiento y capacitación.

Otros ejemplos son la inspección excesiva en la estación de trabajo o el mantenimiento poco efectivo.

Desperdicio por Inventario: se refiere al exceso de materiales productivos y materiales industriales.

Todo inventario en procesos que rebase lo que se necesita para satisfacer las necesidades del cliente se considera desperdicio desde la perspectiva de manufactura esbelta. Hay dos tipos de inventarios: el que está en proceso y el de producto terminado.

Ejemplos de este tipo de desperdicio: producción en masa, exceso de producción, producción no coordinada entre los procesos.

Desperdicio por esperas: cualquier demora entre el final de un proceso y el inicio de la siguiente actividad. O bien, los tiempos muertos entre las operaciones y las estaciones de trabajo.

Las esperas son evidentes en una planta. Siempre hay alguien esperando algo: que finalice una operación, que la documentación necesaria llegue o que se presente personal de mantenimiento a solucionar un problema, por ejemplo. Todo eso constituye desperdicio.

Siempre que una maquina no está produciendo hay desperdicio.

Desperdicio por sobre-procesamiento: usar más energía o actividad de la necesaria para producir un producto o agregarle más valor que el que los clientes están dispuestos a pagar.

Un uso excesivo de energía es utilizar más recursos económicos innecesariamente.

Ejemplos de este tipo de desperdicios abarcan: tener la mentalidad de “más es mejor”, por ejemplo, dar un mantenimiento cuando no es necesario como pintar áreas de trabajo que no se encuentran en mal estado o utilizar más material donde no es requerido.

Desperdicio por sobreproducción: producir más de lo que se necesita para uso inmediato. La sobreproducción solo generara inventarios sin razón alguna. Al realizar esta actividad se acumula inventario en el proceso o producto terminado y se acumula en los almacenes.

Cuando existe producción sin que el cliente lo requiera, sino únicamente por generar producción es un desperdicio por sobreproducción.

La mayoría de las empresas en la industria generan inventarios de producto terminado y producen más de lo que realmente se consume.

Este es uno de los desperdicios más comunes.

Los desperdicios se encuentran tanto en los procesos administrativos como productivos, identificarlos sirve para seguir mejorando, y trae como consecuencia el aumento de la utilidad, entre otras cosas.

Encuentra proveedores de este producto

"Trackback" Enlace desde tu web.

Comentarios (1)

  • Fernando Rodriguez

    |

    Interesante información sobre los siete tipos de desperdicios según la manufactura esbelta. Adicionalmente mencionar que la manufactura esbelta en la actualidad ha evolucionado para integrarse con la filosofía six sigma, obteniéndose el lean six sigma, que busca reducir el desperdicio y la variabilidad de los procesos obteniendo de esta forma ahorro en tiempo, menos reprocesos, menores costos y mejor calidad y durabilidad en el producto final. Saludos!

    Responder

Deja un comentario


5 + = ocho