Sensores de proximidad, tecnologías para optimizar a la industria

Cosmos . Maquinaría y equipo, Metrología, análisis y control, Seguridad y mantenimiento 342 Sin comentarios

Un sensor de proximidad es un componente que detecta un objeto (o señal) que se encuentra cerca de su transmisor. En el mercado existen muchas tecnologías que pueden ser aplicadas a diversas aplicaciones industriales, pero todas ellas ofrecen grandes ventajas de precisión, sensibilidad y exactitud.

Los sensores de proximidad se utilizan en sectores como el alimenticio y de las bebidas, electrónico, líneas de montaje, farmacéutico y muchos más… Y se dividen en dos tipos generales, sensores de contacto (interruptores de límite) y sensores sin contacto.

En este post hablaremos de los sensores de proximidad sin contacto y sus aplicaciones y características ¡No te lo pierdas y descubre cuál es el más adecuado para tu proceso y producto!

Descubre los tipos, ventajas y aplicaciones de los #SensoresDeProximidad para usos industriales. No te pierdas este post del #BlogIndustrial #CosmosContigo Clic para tuitear

Tipos de sensores de proximidad

Sensores magnéticos de proximidad. Los sensores de proximidad magnéticos detectan el campo magnético generado por un imán; que generalmente, es un actuador magnético. Por ello, las principales aplicaciones de estos sensores están en el control de cilindros neumáticos o válvulas lineales. En comparación con otros tipos, se trata de sensores relativamente económicos.

Sensores inductivos de proximidad. Los sensores inductivos de proximidad pueden detectar metales a través de otros materiales como plásticos, lo cuál genera grandes ventajas en la industria. Son altamente fiables y son muy útiles en la automatización de líneas de producción. Solo son útiles para piezas metálicas ferrosas y no ferrosas, no funciona con polímeros.

Sensores ultrasónicos de proximidad. Estos componentes suelen utilizarse para detección de nivel en diversas industrias, son fiables y altamente versátiles. Una de las grandes ventajas de estos sensores es que funcionan con ondas ultrasónicas; por lo que son útiles con superficies como vidrio o líquidos e, incluso con objetos transparentes. Tienen poca interferencia ambiental y gran alcance.

Sensores fotoeléctricos de proximidad. Estos sensores sin contacto son altamente fiables y pueden detectar atributos importantes de los productos como son presencia, color y tamaño y distancia. De esta forma, son útiles en control de tamaño, sensores de puertas de acceso, detección del paso de un producto en la línea de producción, detección de agotamiento de material de envasado, entre otras. Funcionan mediante un haz directo, el emisor y el receptor están separados y el objeto pasa entre ambos.

Para seleccionar el sensor de proximidad ideal para tu proceso es importante tomar en cuenta la distancia máxima de detección, su resistencia ante polvos o ambientes explosivos, el tipo de producto de interés, el voltaje y el nivel de precisión que ofrece cada marca.

¿Tienes dudas, requieres asesoría de un experto sobre el sensor de proximidad ideal para tu empresa? Haz contacto aquí y envíanos tus requerimientos y dudas, un experto se contactará contigo.

Deja un comentario